Comparativa energética entre el gas propano y el gas butano

Tanto el gas propano como el gas butano comparten muchas de sus características. Sin embargo, sus usos y distribución diferencian dos modelos de instalación energética para el hogar. Es importante, en este sentido, comparar tanto sus precios como su efectividad en la vivienda, de tal manera que los sistemas se adapten a las necesidades del hogar, además de garantizar la eficiencia energética.

gas propano

La eficiencia energética supone una doble vertiente que busca, por un lado, el ahorro deenergía a través del la adquisición de electrodomésticos que consiguen un reparto del consumo justo y necesario de los recursos; y, por el otro, reducir la factura eléctrica del mesgracias, en consecuencia, a que estos aparatos consiguen generar un suministro de la manera menos contaminante posible.

Este factor nace a causa de la crisis climática irreversible que vive el presente con motivo de la sobreexplotación de materiales como los plásticos o el petróleo. Las autoridades, en un intento por mitigar los efectos en el medio ambiente que desprenden estos combustibles tóxicos, instauraron medidas para reducir el consumo de los usuario mediante la fabricación de sistemas energéticos eficientes y adaptados a la revolución digital del momento.

De ahí nacen las energías renovables, un sistema vanguardista que recoge los beneficios de fuentes gratuitas, inagotables y naturales, como el Sol o el agua; para transformarlos en consumo energético. No obstante, debido a la forma de vivir que existe en España, en la que predomina la vivienda en bloques de pisos, resulta complicado, además de caro, instalar unas placas solares. Como se trata de una tecnología moderna, todavía queda por desarrollar herramientas que se ajusten al presupuesto de las familias medias.

Por esta razón, estas fuentes de energía, el propano y el butano, cobran tanta fuerza, sobre todo, en los entornos rurales y alejados de las grandes ciudades, ya que la finalidad de las segundas viviendas se emplean para épocas veraniegas y vacacionales. Por lo tanto, estos sistemas son ideales para periodos cortos.

Tanto el gas butano como el propano resisten al frío y a las bajas temperaturas, una capacidad que les permite generar calor en espacios más amplios y presentan las siguientes semejanzas:

  • Ambas se venden al peso en euros y su precio se encuentra regulado por el Gobierno, de tal manera que las empresas distribuidoras no se puedan aprovechar para modificarlo a su antojo.
  • Poseen las mismas propiedades incoloras e inodoras.
  • Estas fuentes de energía son fáciles de transportar, de almacenar y de mantener en la vivienda.
  • Se venden en pequeñas bombonas de aproximadamente 12 kilogramos (kg) que suelen tener una duración media de un mes y medio.

Para saber cómo y porqué decantarse por el gas propano o por el butano, se recomienda conocer las particularidadesde cada uno:

  • El gas propano se adapta mejor a temperaturas más bajas a los 0 grados, llegando incluso a los -44ºC.
  • Los diferentes formatos en los que se puede vender: el butano, cuyos valores oscilan entre los 6 y los 12 kg comprimidos en bombonas; frente al propano, con botellas de de 11 y 35 kg que, además, se puede canalizar y depositar, a diferencia del otro gas.
  • El propano, además, genera un nivel de consumo más altoque el butano.

¡Compártelo en tus redes sociales!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn